LAS 20 MEJORES FRASES DEL DALAI LAMA

El Dalai Lama, líder espiritual del budismo tibetano, tiene mucho que enseñarte. Ante todo, este Premio Nobel de la Paz invita a todos a meditar, a conocerse mejor y a vivir en paz y en armonía con los demás.

"La muerte nos iguala a todos. Es la misma para un hombre rico que para un animal salvaje". 

"Cuando uno es generoso, con la intención de recibir algo a cambio o de obtener una buena reputación o de ser aceptado, entonces no está actuando como un ser iluminado". 

"Practiquen la meditación. Es algo fundamental. Una vez que se la disfruta, ya no se la puede abandonar, y los beneficios son inmediatos". 

"Si dominamos nuestra mente, vendrá la felicidad". 

"Esa oscuridad interior que llamamos ignorancia, es la raíz del sufrimiento. A mayor luz interior, menor oscuridad. Ésta es la única forma de alcanzar la salvación". 

"Si alguna vez no te dan la sonrisa esperada, sé generoso y da la tuya. Porque nadie tiene tanta necesidad de una sonrisa, como aquel que no sabe sonreír a los demás". 

"Ten en cuenta que el gran amor y los grandes logros requieren grandes riesgos". 

"Si asumimos una actitud de humildad, crecerán nuestras cualidades". 

"La sabiduría es como una flecha. La mente serena es el arco que la dispara". 

"El éxito y el fracaso depende de la sabiduría y la inteligencia, que nunca pueden funcionar apropiadamente bajo la influencia de la ira". 

"No debemos creer demasiado en los elogios. La crítica a veces es muy necesaria". 

"Si no perdonas por amor, perdona al menos por egoísmo, por tu propio bienestar". 

"Casi todas las cosas buenas que suceden en el mundo, nacen de una actitud de aprecio por los demás". 

"Si quieres que otros sean felices, practica la compasión. Si quieres ser feliz tú, practica la compasión". 

"El enojo, el orgullo y la competencia son nuestros verdaderos enemigos". 

"Aunque haya religiones diferentes, debido a distintas culturas, lo importante es que todas coincidan en su objetivo principal: ser buena persona y ayudar a los demás". 

"Si queremos morir bien, tenemos que aprender a vivir bien". 

"Creo en la determinación humana. A lo largo de la historia se ha comprobado que la voluntad humana es más poderosa que las armas". 

"Creo que es útil que existan las distintas religiones, ya que la mente siempre busca distintos caminos para inclinaciones diferentes". 

"Sin amor la sociedad se encuentra en estado muy crítico. Y sin él nos enfrentamos cada vez más en el futuro a graves problemas. El amor es el centro de la vida humana".